X-Men: Days of Future Past - La Opinión de Aeroblaster

Debo de confesar algo: no quería ver X-Men: Days of Future Past. Pero cuando sale tan cerca de mi cumpleaños y es la única película con la cual podía aprovechar mi boleto de cine gratis de Cinemex por ser Invitado Especial pues decidí verla. Afortunadamente fue una experiencia positiva, y aunque no es mi película favorita de los mutantes, sí me gustó mucho. Claro, como buena película de X-Men, la continuidad es el principal problema, aunque eso sí, corrige muchas de las cosas horribles que vinieron antes. Ya saben que hay spoilers por todos lados, sin más, empecemos:


La película toma inspiración de un cómic con el mismo título que salió en Uncanny X-Men #141 y 142 en el lejano 1981, en el cómic al igual que en la película, los Centinelas mantienen a los mutantes en campos de concentración mientras eliminan a otros mutantes rebeldes. En la historia de la película Kitty Pride tiene el poder (quién sabe cómo demonios) de mandar la mente de una persona al pasado, con lo cual manda a Bishop al pasado para advertir a sus amigos (Iceman, Colossus, Sunspot, Warpath y Blink, la que más rifa de todos) del inminente ataque de los Centinelas y que puedan huir a otro lugar sin pelear con los robots malvados asesinos. Pero es hasta que llegan Xavier, Magneto, Storm y Wolverine que el plan para mandar la mente de alguien al pasado y evitar el evento que desencadena todos estos sucesos se pone en marcha, Kitty menciona que si manda una mente muy atrás en el tiempo esta se puede dañar, esto provoca que el elegido sea Wolverine que se regenera casi al mismo tiempo que sufre daño y aunque pareciera ser que la película de nuevo girará alrededor de él, gratamente no es así. 

La neta Bishop me decepcionó, todos los demás del futuro se rifaron, Blink fue la más chida

Ya en el pasado la misión de Wolverine es juntar a Charles Xavier y a Eric Lehnsherr, aka Magneto, para juntos detener a Mystique antes de que mate a Bolivar Trask, creador de los Centinelas, ya que su muerte provoca que la gente tema más a los mutantes y apoyen el programa Centinela, además de que al capturar a Mystique obtienen el material genético que hacer más letales a los robots. Sin embargo, Xavier no tiene poderes y vive amargado y su única compañía es Hank McCoy, Magneto está en una celda dentro del Pentágono por asesinar a JFK y Mystique deambula por el mundo luchando contra los humanos y protegiendo mutantes, hasta que se entera de lo que  ha hecho Trask, que es cuando decide matarlo. Wolverine consigue liberar a Magneto con la ayuda del que parece ser su hijo, Pietro Maximoff, y después con muchos problemas Charles y Eric colaboran y casi detienen a Mystique.

Pequeño, pero con grandes ideas y muy evil. Y luego con Stryker

Lamentablemente casi no es suficiente y ahora el intento de homicidio es público lo que provoca que el programa Centinela tenga apoyo del gobierno de Estados Unidos. Magneto se da cuenta de que además tienen el material genético de Mystique (no es suficiente, pero él no lo sabe) y decide que lo mejor que puede hacer es matar a todos los involucrados con los Centinelas, incluido el Presidente. Así que ahora los "X-Men" compuestos por Xavier, Beast y Wolverine tienen que detener a Mystique primero y después a Magneto. Como tenía que ser triunfan, con ayuda de Mystique, y el futuro distópico deja de existir, justo a tiempo, por que en el futuro están a punto de matar a todos los X-Men. En cambio, el futuro al que da lugar es uno donde Cyclops y Jean siguen vivos, las Escuela de Xavier es grande, bonita y futurística, Rogue sigue con poderes y es novia Iceman y demás cosas buena onda. Al final Wolverine no recuerda lo que pasó después de la batalla contra Magneto por lo que Xavier se dispone a contarle, y entonces nos muestran que Mystique está convertida en Stryker, lo que implica esto es desconocido aún.


Además, en la escena post-créditos, viajamos al pasado, pero muy muy lejano, donde vemos a un joven azul llamado En Sabah Dur construyendo una piramide con la mente, él es a quien en los cómics se le conoce como Apocalypse, y es uno de los más poderosos villanos de los X-Men. Y tendrá su propia película en dos años.

Como son demasiados personajes no haré esta sección, así que vámonos directo a lo bueno y lo malo

LO BUENO

  • La historia es una de las más interesantes de toda la franquicia.
  • Wolverine no es el protagonista principal para variar. Afortunadamente este peso cae sobre los hombros de Xavier, Magneto y Mystique jovenes
  • La relación entre estos tres protagonistas es muy buena y su interacción mejor, los actores hacen un excelente trabajo.
  • Las escenas de acción del futuro son increíbles. Los Centinelas son una brutalidad y ver la coordinación de poderes ayudados por Blink fue genial.
  • El uso de los poderes de Quicksilver es muy inteligente y divertido, le pone la tarea difícil a Marvel Studios.
  • Es un "reboot" interesante, mucho mejor que First Class.
  • Añade dos lineas temporales al universo X-Men de Fox.

Mi única queja con Quicksilver fue su diseño y lo sigue siendo, pero el uso de sus poderes fue increíblemente bien pensado y ejecutado

LO MALO

  • Añade dos lineas temporales al universo X-Men de Fox, sí, lo repetí.
  • El diseño espantoso de Quicksilver.
  • La escena final de acción del futuro es cortada por los eventos del pasado, entiendo la idea narrativa, pero estaba tan buena que merecía ser vista de corrido.
  • Falta de continuidad. Como siempre. Hablaré de eso en una entrada por separado.
Por que ya existían desde 1973 pero nunca nadie los mencionó, en al menos 4 películas


Fox y Bryan Singer hacen una película de X-Men digna de la historia del cómic, sí, se arruina un poco por que no tiene una buena continuidad con el resto, pero por sí sola se defiende y para muchos es la mejor película de los X-Men, para mi sigue siendo la segunda. El guión afortunadamente no hace a Wolverine el protagonista principal y vuelve a poner bajo el foco de atención a James McAvoy y Michael Fassbender como Xavier y Magneto, que hacen maravillas como amigos/enemigos, a ellos se les suma Jennifer Lawrence, que pinta para ser la próxima protagonista del Universo X de Fox, y que hace un buen papel, mucho mejor y más maduro que el de First Class, donde parecía niñita. La acción no es tan abundante pero es muy buena, a pesar de tener muchos personajes no pierde el piso, y aunque a muchos no les gustara que por ejemplo Storm no tuviera tanto tiempo en pantalla esto se justifica por la historia. Al final, fue una buena película que disfrute en mi cumpleaños pero que pudo ser mejor si hubiera tenido una mejor continuidad.

Así que, para Aeroblaster, X-Men: Days of Future Past es merecedora de:
8.5/10


Sigan leyendo...
0