Gracias del Olmo... por nada

Pumas se renovó, con un plantel altamente ofensivo este torneo Pumas iba por todo, la Liga MX y la nueva Copa, con un futbol efectivo y espectacular, bueno, por lo menos eso había dicho Joaquín del Olmo.
La realidad es diferente. Pumas ha jugado 11 partidos, 6 jornadas de la Liga y 5 de la Copa, sumando 11 de 33 puntos posibles (6 puntos en Liga y 5 en Copa), anotando 9 goles y recibiendo 9, y hasta el pasado domingo contra Cruz Azul no se le veían ni pies ni cabeza al equipo auriazul.


Una cosa es que los jugadores se puedan desgastar por los viajes y que por eso no repita alineación, otra muy diferente es no saber cómo acomodar a los que tienes. Dejar sin extremo izquierdo y poner a un delantero como Bravo a hacer esas funciones, tener a Villa que es un rematador a hacer funciones de enlace, mantener jugando a Cortés hasta el minuto 80 cuando desde el 35 se veía que estaba perdido en la cancha; así como estos errores hemos visto muchos a lo largo de ambos torneos.

 
"No Joaquín, tas chavo, yo sin refuerzos y pura Cantera los hice Campeones"

Una cosa es que el equipo no se acomode, que los cambios no sirvan, pero algo que no puedes quitarle a Pumas es su identidad, esa filosofía de pelear cada balón con garra, de hacer dobles o hasta triples coberturas; de que si se "Chispa" Velarde se va al frente la media va con él a atacar y si pierde el balón todos regresan; ese juego agradable por las bandas que tiene Bravo, que tenía Cortes y pueden tener el "Zurdo" Morales u Orrantia, mandando balones que delanteros como Villa y Herrera mueren por rematar; la estabilidad en una media cancha que bien puede lanzar al frente a sus delanteros o bien puede distribuir y dar salida por las bandas, la defensa que antes de mandar el pelotazo pasea el balón en zona defensiva y procura salir tocando. En 11 partidos ese Pumas apenas y se ha visto. Los aficionados Pumas bien sabemos que cuando el equipo juega mal Verón se suma al ataque y Martín Bravo baja a defender y esto ha sido recurrente y no es posible.

Del Olmo se va avergonzado, habló mucho y no cumplió, bien puedes perder mucho pero jugar bien, Pumas pocos partidos jugó bien y en realidad fueron pocos minutos. El técnico que llegue a suplirlo tiene que estar conciente de que para dirigir a Pumas debe seguir un estilo de juego a pesar de que él pueda inyectar el propio.


Gracias por nada del Olmo. Que tengas suerte. Pero Pumas te quedó muy grande.
¡Goooya! ¡Gooooya! ¡Cachún cachún ra ra, cachún cachún ra ra! ¡Goooooya! ¡¡¡UNIVERSIDAD!!!
0